El Mercurio 18/09/2018 El Chile que Viene: El 56% de los chilenos está preocupado por economía personal y 67% ha decidido postergar el consumo

En los últimos meses ha habido una baja en las expectativas de los chilenos respecto a la situación económica del país. De hecho, esta situación ha sido tema de debate en sectores empresariales y políticos. Esto, pese a las positivas cifras de expansión: durante el primer semestre del año Chile creció 4,8%.

Es en este contexto, la última versión del estudio “El Chile que Viene”, de la consultora Cadem, arrojó que el 56% de los chilenos confiesa estar preocupado por la situación económica personal o familiar.

La gerenta general de Cadem, Karen Thal, explica que esta cifra se provoca principalmente por una percepción de disminución de los niveles de ingresos de los chilenos. De hecho, el 58% de los encuestados confiesa sentirse preocupado por el nivel de ingreso familiar.

Karen Thal advierte que los resultados del estudio muestran una brecha muy significativa en las expectativas sobre el futuro de la economía personal versus la del país.

“En este sentido, sólo 41% cree que la economía del país mejorará en el futuro, mientras que 56% espera que su situación económica familiar mejore, siendo especialmente optimistas las personas entre 21 y 34 años (los millennials ), con 65%, seguidas por las personas entre 35 y 50 años (generación X), con 57%; los jóvenes entre 13 y 20 años (los Z), con 55%, y finalmente los boomers (más de 50 años), con 47%”, señala la ejecutiva.

Consumo y deudas

Otra de las revelaciones contenidas en el estudio es que el 67% de los chilenos ha decidido retrasar su consumo por la situación económica del país. “Esto se expresa principalmente en la disminución de compra de ropa, el cambio de marcas en alimentación, la postergación de arreglos de la casa y viajes, y una disminución general de gastos como en salidas a comer, frecuencia de visita a malls y cines, entre otros”, explica la ejecutiva.

Además, existe una percepción transversal en todas las generaciones con respecto al “alza de los precios en los productos que consumen”, donde el 87% afirma estar de acuerdo con esto. Esta situación ha llevado a que 85% de los encuestados declaren estar atentos a las liquidaciones u ofertas.

El nivel de deuda es otro factor de preocupación para los encuestados, ya que 41% considera que su nivel de gasto es bastante o excesivamente alto, además que 52% afirma que ha tenido problemas para poder pagar sus deudas.

Las deudas con tarjeta de crédito son las que predominan entre todas las generaciones, donde el 77% de los millennials y los X prefieren este tipo de instrumento financiero.

Las siguen el crédito de consumo, el crédito hipotecario, deudas en el lugar de trabajo y en menor medida deudas con prestamistas.


Fuente: El Mercurio